Parlamentarios de Bukele abrieron con sorpresa el mecanismo de reforma constitucional expresado en El Salvador

Los representantes de Nuevas Ideas, el partido del presidente Nayib Bukele, aplaudieron, gritaron y jugaron mucho este 29 de abril, tras la aprobación en la última sesión del legislativo -y con sorpresa- de una reforma al artículo 248 de la Constitución Política, la lo que permitirá cambios rápidos a la Carta Fundamental, vigente desde 1983. Se decide, la nueva legislatura que inicia este Primero de Mayo, y que cumple en un 95% con el oficialismo, sólo tendrá que ratificar la decisión. De esta manera y en cuestión de horas, los diputados alineados con Bukele podrán cambiar el lugar en el que gobiernan El Salvador en diferentes flancos, pero en particular abrir la puerta de la reelección indefinida al mandato popular, algo que, por ahora , no contempla la norma máxima.

La reforma del artículo 248 no figura en el orden del día de la última sesión de la legislatura correspondiente. Sin embargo, los parlamentarios leyeron que Bukele interrumpió la sesión para cambiar la agenda. Fue el diputado Rodrigo Ayala quien presentó la moción y la palabra sobre la reforma del artículo constitucional bajo la “dispensa del tratado”, un mecanismo de aprobación que no se puede consultar, y que ha sido utilizado frecuentemente en los últimos tres años por el creador de Nuevas ideas para afrontar los diseños de Bukele.

El presidente de la Asamblea Legislativa, Ernesto Castro, levantó la mano durante la votación de la reforma.Rodrigo Sura (EFE)

Hasta este 29 de enero, el artículo 248 constituye uno de los candidatos centrales de la Constitución política salvadoreña para salvaguardar el equilibrio de los bienes y del edificio mismo que no debía ser modificado. La única manera de lograr una reforma constitucional era la siguiente: que una legislatura aprobara la reforma, luego abrir un proceso de consulta popular para ratificarla y finalmente que una segunda legislatura aprobara los cambios. Sin embargo, este candidato fue criticado por Nuevas Ideas este lunes.

Los diputados también violaron la jurisprudencia del Salón de la Constitución, ya que no se presentaron ni promovieron cambios constitucionales ante la ciudad; ni hablamos de ello durante la campaña electoral llevada a cabo entre octubre de 2023 y febrero de 2024. Para la ONG Azione Ciudadana, la legislación actual es «uno de los frenos y contrapesos que existen en el sistema político», que busca «preservar» a la misma Constitución y proteger los derechos del pueblo ante los abusos de las elecciones legislativas de alcaldes”.

A partir de esta reforma sin precedentes, la Constitución salvadoreña ahora puede modificarse para convertirse en «una legislatura única con tres cuartas partes de funcionarios electos (45 de 60)». Nuevas Ideas registró 54 de los 60 candidatos en las elecciones celebradas el pasado 4 de febrero. Si se trató de un proceso discutido sólo por la memoria de los votos realizados antes de la falla del sistema de transmisión de datos, pero antes de asistir a los comediantes, Bukele firmó un decreto aprobado por el Congreso para reducir los escaños de 84 a 60, bajo un cálculo que benefició. su organización política.

Con el Parlamento dominado casi en su totalidad, Bukele tendrá la facultad a través de sus diputados de reformar la Constitución Política tantas veces como quiera, como si se tratase de una ley secundaria. Para que el funcionario pueda alargar la duración de los mandatos de cualquier funcionario público en el poder, suprimir derechos ciudadanos (como efectivamente lo han hecho con los procedimientos del Régimen de Excepción) o allanar el camino a Bukele hacia la reelección indefinida.

Los representantes Reinaldo Carballo, Núman Salgado y Guillermo Gallegos en la sesión de la Asamblea Legislativa de este mes.
Los representantes Reinaldo Carballo, Núman Salgado y Guillermo Gallegos en la sesión de la Asamblea Legislativa de este mes.Rodrigo Sura (EFE)

La tentación de reelección de Bukele

La reelección es un intento que Bukele ya ha emprendido para transitar a partir de septiembre de 2021, cuando el Salón de la Constitución tuvo su reelección inmediata, sin importar si el fallo contravino la Carta Básica. Era una medicina similar a la que utilizaron Juan Orlando Hernández en Honduras y Daniel Ortega en Nicaragua para defenderse del poder.

En este sentido, Bukele dio un paso adelante al acelerar el ejemplo del mandato sandinista: la planadora orteguista aprobó en 2014 una reforma constitucional que le dio la reelección indefinida al caudillo sandinista. Si bien la reelección indefinida de Bukele es una probabilidad que tiene mayor fuerza con la prerrogativa de reformar la Constitución vigente, en las filas de Nuevas Ideas es un reclamo a perfilar a punto de consumirse.

el youtubers y el magistrado del Tribunal Supremo Electoral, Walter Araujo, dijo que la reelección indefinida era un conjunto de “reformas esenciales del sistema político salvadoreño”. «Hay que zanjar, de una vez por todas, el tema de la reelección presidencial, iniciar un nuevo ciclo de ejercicio de la presidencia y dejarlo plasmar con total claridad: una, dos, tres o mientras el pueblo esté aquí» , argumentó el propagandista, en referencia al fracaso del Salón de la Constitución que le permitió a Bukele postular bajo el legado de que «le corresponde al pueblo decidir».

La congresista Claudia Ortiz, del partido opositor VAMOS, criticó a los legisladores de oficialismo y lo acusó de estar «autorrecetando poder» y de «quitarle cualquier límite al poder». “Hay que darle vergüenza porque esto constituye una tradición para la comunidad (…) Nosotros mandamos el antojo y capricho de un grupo que está en el poder”, afirmó.

Los diputados durante la sesión plenaria en la Cancillería de Antiguo Cuscatlán (El Salvador), este lunes.
Los diputados durante la sesión plenaria en la Cancillería de Antiguo Cuscatlán (El Salvador), este lunes.Rodrigo Sura (EFE)

Por su parte, la diputada Marcela Villatoro, del partido opositor Alianza Republicana Nacionalista (Arena), advirtió en la sesión del Congreso que con este cambio se buscarían «reformas exprés» a la Constitución: «No se trata sólo de cambiar las reglas del partido a última hora”. Sin embargo, todas las críticas a los opositores fueron minimizadas por los acusados ​​de Nuevas Ideas.

“No le estamos renunciando a nada a la Constitución”, dice Christian Guevara, jefe de fracción de Nuevas Ideas. “Presentamos esta reforma a la Constitución para darle rigidez; No vamos a desistir del artículo, hasta que se lo agreguemos a otro candidato”, se sumó la diputada Ana Figueroa.

El diario El Faro, Una de las figuras más prestigiosas de El Salvador y la más denostada del bukelismo, recordó que en la historia salvadoreña ha habido muchos cambios constitucionales que propusieron una legislatura bloqueada por los parlamentarios de la Asamblea posterior, «debido precisamente al procedimiento que establece el artículo 248″. dicta».

“En algunos casos utilicé el mismo método que utilizaba cada vez que los representantes de Bukele se acercaban a Bukele: intentar las semanas entre una elección y el sondeo para promover reformas aprobando la configuración favorable de la Asamblea. El 30 de abril de 2005, por ejemplo, la Asamblea aprobó una reforma constitucional que prohibía el matrimonio civil entre personas del mismo sexo, pero el cambio en la Constitución no entró en vigor debido a que la legislatura 2006-2009 no la ratificó. Había propuesto el diputado del PDC Rodolfo Parker”, publicó. El Faro.

Sigue toda la información de El PAÍS América en FacebookXo en el nuestro boletín periódico.

Regístrate para seguir leyendo

lee sin limites

_

You may also like...