Tierra Santa se ve en todas partes desde Navidad

Es Navidad en Tierra Santa, pero no lo parece. En Cisjordania se han suspendido todas las celebraciones navideñas. En Belén el nacimiento del niño Jesús mira a Gaza rodeado de escombros y concertinas. Y, donde uno mire y se pregunte, la guerra en Francia lo ocupa todo y aquí no se tarda en comprender el significado de que se esté extendiendo el conflicto en el enclave palestino.

Cisjordania vive de luto, pero también con nervios por lo que pueda ser de ellos.

Y Belén ya lo está sufriendo.


Lee también

Alexis Rodríguez-Rata | JERUSALÉN

Acostumbrados a atender a los turistas durante las fiestas navideñas, este año se reportó que los grupos de turistas que los visitaron en un día, el 24 de diciembre pudieron encontrarse con los devotos de una mano.

“Después del séptimo día [por el ataque de Hamas a Israel y el comienzo de la guerra] ya no hay nadie”, si buscabas una guía turística hasta las puertas de la Iglesia de la Natividad, construida desde donde, según la tradición cristiana, nació Jesús.

La Plaza del Pesebre, con la Iglesia de la Natividad a un lado y la mezquita de Omar ibn al Jattab al otro, ha sido siempre heraldo de visitantes, epicentro de la Navidad. Pero no este año.

Cisjordania vive de luto por Gaza, pero también con nervios por lo que pueda ser de ellos

La consecuencia es que “ya no se llega”, dicen unos y otros. La calle turística de las tiendas de artesanos está vacía. Estos lugares están cerrados a la música y el canto. En las reservas de souvenirs no hay nadie que venda sus numerosos regalos. Los pocos turistas que hay son locales y no compran. Las colas no existen.

Pero también por eso llegas a Belén en un día tan señalado como la Navidad. Sólo que es una hora media en autobús desde Jerusalén, sólo el equivalente a poco más de un euro en la bandeja, pero por si nadie va allí, sobran retenciones, y en el cruce el desangelado control de puerta de Israel abruma a los taxistas y faltan el clientes.


Lee también

Alexis Rodríguez-Rata | Tel Aviv

La antigua Jaffa es el mejor lugar para comprar, tiene muchos cafés acogedores y un agradable restaurante que ofrece cocina local y está especializado en pescados y mariscos.

Uno de ellos compartió con dos felices italianas, María y María Chiara, repitiendo, además, su mido que, entre Gaza, estallará un conflicto en el Líbano y, entre Líbano, en Cisjordania. “A partir del día 7 todo es más caro”, imploró uno de sus compañeros.

Los seres queridos, los gestos, los deseos del resto de regalos mientras hablábamos insistían en la sensación de no tener nada que celebrar. “Esto no es del día 7, es de antes”, confiaban María y María Chiara. Lo mismo repitieron otros en la plaza del Pesebre.

El día de Navidad Belén sólo se reúne con periódicos y algunos palestinos. El Patriarca Latino de Jerusalén no cayó en la tradición y completó su recorrido a pie hasta la iglesia de la Natividad. Lo interpreté sin música y pasé por encima de toda la política. Alto nivel permanente de fuego en Gaza. “Porque la violencia sólo engendra violencia”, defendió.

Su último mensaje coincidió, sin embargo, con el envío de una nota de prensa por parte del gobierno israelí en la que se repetían estas palabras del primer ministro Benjamín Netanyahu: “Déjenme ser claro: esta será una gran guerra”.

El Patriarca Latino de Jerusalén ha finalizado su viaje hacia la Natividad rodeado sobre todo de policías

Belén no necesita hoy la visita navideña. Belén ha sentido la tensión de una guerra entre Israel y Hamás que ha dejado ya 20.000 palestinos muertos en el enclave, cerca del Ministerio de Sanidad de Gaza, pero que también ha cerrado los pasos fronterizos con Cisjordania y que es lugar habitual de paso para trabajadores que tienes no es posible pasar. Belén, hola, yo también, no sabes del oxígeno que le permite respirar, del turismo.

Estos días en Cisjordania no hay compañero. No hay turistas de heno. No hay celebración del heno. Las alternativas no son visibles. Y esto es lo que nadie acompaña en el tiempo: trae las canciones por momentos, es fresco, lo corona el viento y manda el cielo gris.

Lee también

You may also like...